Consejos para mejorar nuestro edificio II

edificio

Consejos para mejorar nuestro edificio II

En el artículo anterior hablamos de conceptos clave para mejorar nuestro edificio. Hoy continuaremos con más consejos que potencian la eficiencia y el ahorro energético.

Cerramientos secos. La presencia de humedad en los cerramientos del edificio, tanto si es a causa de filtraciones como de condensación, puede tener consecuencias graves. La humedad en el aislamiento reduce su capacidad aislante, lo que provoca pérdidas de energía. La humedad también puede causar deterioros estructurales y propiciar el crecimiento de moho, mientras que una filtración grave en la cubierta puede ser mucho peor.

Tanto si se trata de una rehabilitación, de un edificio existente o de un edificio de nueva construcción, en Greeendök nuestros técnicos especializados en construcción le buscarán la mejor solución.

Una buena calidad de la iluminación, ya sea aprovechando la luz natural lo máximo posible como exigiendo una iluminación artificial adecuada a cada uso. En ambos casos se debe evitar la reflexión de la iluminación para evitar molestias continuadas.

Por otra parte una iluminación efectiva en el exterior de las fachadas puede transformar el edificio en una verdadera atracción. Si hablamos de la fachada de unas oficinas, la iluminación acentúa la arquitectura y enfatiza el logotipo así como la identidad de la empresa. Debemos jugar entre las luces y las sombras con un ritmo de manera moderada para aumentar su vivacidad y remarcar los elementos destacables de nuestro edificio.

Para ciertos negocios como hoteles, centros comerciales, edificios de oficinas… el edificio puede ser en muchos casos la imagen o la tarjeta de presentación.

La limpieza y el orden en las estancias debe ser prioritario, de esta forma todo funciona de una manera más eficiente y esto se transforma en organización. Además ofrece una imagen atractiva y competente para los clientes.

Las instalaciones del edificio no deben quedarse fuera, la higiene se transforma en salud para los ocupantes y se nota en su confort y rendimiento.

Ciertas partes de las instalaciones, como son los filtros del aire acondicionado deben de limpiarse y reemplazarse con regularidad, el mantenimiento preventivo es fundamental para obtener un ambiente limpio y libre de cualquier tipo de bacterias.

Seguro que se os ocurren muchos más consejos, ¡no dudéis en comentárnoslos!

¡Muchas gracias por leernos!

No hay comentarios

Envía un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR