La rentabilidad en instalaciones de ahorro energético

rentabilidad-ahorro-energetico

La rentabilidad en instalaciones de ahorro energético

El análisis de rentabilidad de una instalación de ahorro energético puede realizarse de muchas formas y la mejor en cada caso dependerá del usuario al que vaya dirigido. No es lo mismo una gran inversión que va a ser analizada por un equipo de expertos financieros, que la inversión en un local comercial que plantea un usuario con un nivel de conocimientos financieros corriente.

 

En las instalaciones sin gran complejidad con usuarios no necesariamente formados en finanzas el análisis de rentabilidad debe reunir las siguientes características: ser suficientemente riguroso, simple, y sobre todo, fácil de entender.

Los dos ratios que mejor reflejan estas características son el pay-back y la TIR. El pay-back son los años que el usuario tarda en recuperar su inversión con los ahorros conseguidos. Es un ratio muy simple y directo. A partir de esa fecha todos los ahorros conseguidos son rentabilidad neta.

 

La TIR es la tasa interna de rentabilidad y nos indica a qué porcentaje de rentabilidad estamos recuperando la inversión con los ahorros conseguidos. La TIR se calcula a un número determinado de años; en un análisis riguroso este número debe coincidir con la vida útil de la instalación.

Dos ratios simples, sencillos, fáciles de entender y que nos ayudarán a valorar correctamente la rentabilidad de nuestra instalación.

 

No hay comentarios

Envía un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR