Ventajas de los suelos radiantes

suelos radiantes diseño oficina

Ventajas de los suelos radiantes

Los suelos radiantes están reconocidos como el mejor sistema de climatización en términos de confort al usuario, ahorro energético y respeto por el medio ambiente. Sin embargo representan otras muchas ventajas que vamos a comentar a continuación.

La primera de ellas es que permiten un diseño de espacios limpio, sin elementos como radiadores o difusores que lo condicionen. Tenemos así un sistema de climatización invisible que permite una mayor libertad al creativo en la concepción del espacio al no tener que preocuparse por la ubicación de estos elementos ni su integración estética, muchas veces difícil.

Otra ventaja hace referencia al mantenimiento y explotación de los espacios. Las organizaciones cambian y los espacios cambian con ellas. Cuando modificamos la distribución de un espacio a menudo nos encontramos con la necesidad de hacer cambios en las instalaciones de climatización para adaptarlas a la nueva configuración. Con los suelos radiantes ello ya no es necesario ya que la climatización se realiza uniformemente por todo el suelo y las modificaciones se pueden realizar de forma más rápida, ágil y económica.

En tercer lugar destacaremos la retención del talento. Esta es una consecuencia de todas las ventajas anteriores, pero lo cierto es que un espacio que proporciona el mayor confort en climatización, con un diseño limpio y vanguardista y que además se puede reconfigurar con rapidez y agilidad resulta mucho más atractivo y por lo tanto facilitará la retención del talento en nuestra organización.

Por último señalaremos que los suelos radiantes son una forma excelente de hacer visible nuestro compromiso con el medio ambiente. Hoy en día las organizaciones incluyen entre sus valores la sostenibilidad y el respeto por el medio ambiente pero en ocasiones les cuesta transmitirlo a sus empleados, clientes, proveedores y público en general. Los suelos radiantes nos pueden ayudar mucho en este sentido ya que son una forma muy gráfica, palpable y evidente de hacerlo visible.

En definitiva, los suelos radiantes además de sus ventajas como sistema de climatización nos aportan otras como la libertad en el diseño de los espacios, la rapidez y agilidad en los cambios de distribución, contribuir a la retención del talento y hacer explícito nuestro compromiso con el medio ambiente.

No hay comentarios

Envía un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR